domingo, 11 de octubre de 2015

La reconciliación de los cónyuges

La reconciliación de los cónyuges
La separación no hace desaparecer el vínculo matrimonial, de manera que los cónyuges pueden reconciliarse en cualquier momento. La reconciliación pone término al proceso de separación y deja sin efecto lo que se haya pactado anteriormente. ¿Pero se debe comunicar a alguien o basta con volver a vivir juntos?

Los cónyuges, por separado, tienen que ponerlo en conocimiento del Juez que esté tramitando o hubiese tramitado ya el proceso de separación. Por tanto, el simple intento de reconciliarse, aunque se retome la convivencia, no supone el cese legal de la situación de separación.

¿Cómo se hace? La reconciliación no está sujeta a forma alguna, ni es preciso expresar ninguna causa. Una vez comunicada al Juez y hecha la notificación separadamente por ambos cónyuges, éste debe dictar auto teniendo a los cónyuges por reconciliados. En este momento, señala si modifica o mantiene las medidas relativas a hijos comunes, si los había, cuando exista alguna causa que lo recomiende.

Si la reconciliación se produce antes de la sentencia de separación, se termina el proceso en curso. Si se produce después, queda sin efecto lo resuelto en la sentencia. Si usted y su pareja desean reconciliarse, pónganse en manos de abogados expertos como los de nuestro despacho en Pamplona, para comunicar ante el Juez su decisión. La comunicación es esencial para que, a partir de este momento, cese la separación en todos sus términos.